jueves, 4 de agosto de 2005

Doom on!


Creo que las cosas llegan en su momento a nuestras vidas. Un buen ejemplo es la música.

En mis jóvenes momentos de absoluto rechazo y nihilismo, de hardcorepunkthrasher metálico, escupí al cielo más de una vez, renegando por ejemplo de Jimi Hendrix. Años después, cuando volvió a mis manos el lp doble "Electric Ladyland" (ni se imaginan a quien se lo había prestado) me enamoré de su sonido, de su blues y su guitarra wah-wah... Para mí sigue siendo ícono esa intro de "Voodoo Chile (reprise)", y descubrir su versión lenta y blusera fue como encontrar un tesoro.

Lo mismo me pasó con bandas como Kyuss o Queens Of The Stone Age, que en su momento nunca pesqué mucho. De Kyuss nunca me gustó mucho la voz, y aún hoy no pretenderé ser su mayor fan, pero ese bajo al inicio de la canción "Un Sandpiper" es increíble! Respecto a QOTSA, aunque las opiniones son divididas -creo que Kyuss no duró lo suficiente para pasar por esto- me gusta mucho el disco "Songs for the Deaf", aunque ya no lo ponga tanto como antes.

Hablando de música que llega en el momento apropiado, tengo en mi poder el single promocional de lo que será el próximo disco de Bitterdusk, banda nacional cuya propuesta es lo más apropiado que podía llegar a mis manos en estos días, doom de la vieja escuela sabbáthica y de los '80s... Espero que tengan su largaduración pronto, creo que será muy interesante.

En fin. La semana ya se acaba y el broche de oro lo pondrá Hielo Negro (cuyo CD es otra de las grandes ediciones del último tiempo) en su recital de despedida antes de la gira europea. En el mismo evento estará la gente de Electrozombies -otros increíbles, titánicos doomsters- con su nuevo disco bajo el brazo. ¿No será mucho? No, todas las semanas deberían ser así, carajo. Doom on, my brothers, doom on!

No hay comentarios.: